Lo que nos enseñan las fábulas: la importancia de las lecturas en la enseñanza

Ana

Publicado por Ana

Las fábulas y los cuentos en general son una muy buena herramienta educativa para enseñar a los niños valores que podrán aplicar de forma práctica a sus vidas. Entre otras muchas cosas les podemos enseñar, a través de sus lecturas, valores tan vitales como por ejemplo los siguientes:

1. El valor de la amistad. En muchas fábulas se nos narra la amistad entre animales de distintas especies e, incluso, entre animales que en la naturaleza son enemigos ya que uno es el depredador natural del otro. 

2. La importancia de ser constante y de perseverar para conseguir lo que uno se propone, se trate del objetivo que se trate, como puede ser, por ejemplo, aprobar una asignatura más complicada o que sencillamente se le ha atravesado al alumno. Un ejemplo de ello lo encontramos en la fábula titulada "La zorra y el racimo de uvas", según la cual, "una zorra famélica, al avistar un racimo de uvas que colgaba de lo alto de una vid, quería alcanzarlo, pero no pudo. Así que cuando se marchaba, se dijo: «Están verdes»" y su moraleja es la siguiente: "también algunos hombres, cuando no son capaces de alcanzar algo por incapacidad, culpan al momento".

3. La importancia de establecer rutinas. Es importante que los niños sepan afrontar los cambios, que no los vivan como algo negativo o con miedo o frustración sino que, muy al contrario, los vean como lo que es, esto es, algo natural que forma parte de nuestras vidas; aunque, eso sí, haya algunos cambios más difícilmente asumibles que otros. Pero, al mismo tiempo, establecer rutinas, que vayan siendo más complejas en función de la edad, es algo igualmente importante. 

4. La importancia del trabajo. Muy conocida, en este sentido, es la fábula de la cigarra y la hormiga. 

Existen muchas fábulas, algunas de ellas se pueden encontrar en el libro "Fábulas de Esopo" de la editorial Random House Mondadori*, del cual he tomado la citada de "la zorra y el racimo de uvas", y de todas ellas podemos sacar importances lecciones vitales que les servirán a los más pequeños y a todos en general, independientemente de la edad. Porque los cuentos no tienen edad, ni fecha de caducidad: porque los cuentos son eternos. 

*Con traducción de Júlia Sabaté Font e ilustraciones de Pep Montserrat

 

¿Te ha gustado? Compártelo
Ana

Ana Gutiérrez Muñoz De La Torre ver perfil

Profesora en Tusclasesparticulares

Imparte clases de lengua castellana y literatura, Filosofía, Universidad, Escritura, Español para extranjeros, Historia, Castellano y ESO y Bachillerato

Síguenos en
© 2007 - 2019 Tus clases particulares Mapa web: Profesores particulares| Academias y centros