Aprender en tiempos de cuarentena: ¿NO TENÍAS TIEMPO O NO TENÍAS GANAS?

Llega el primer día de cuarentena y como si del uno de enero se tratase nos planteamos una serie de buenos propósitos: leer, hacer ejercicio, cocinar, ordenar el armario (buuuf), limpiar ese rincón al que nunca llego, quitar el montón de plancha, ponernos al día con esa asignatura que se nos atraganta, aprender algo nuevo...

Empieza a aprender online

Estamos motivadísimos y empezamos con fuerza. En la primera semana hemos ordenado el armario, limpiado la campana, hecho pan y unas pizzas aceptables, 4 clases de cardio y 3 de abdominales, empezado 2 libros diferentes y hasta hemos contactado con un profe online para darle un empujón a la física.

En la segunda semana el montón de plancha sigue ahí, nos acecha preguntándose cuándo será su turno. No hemos vuelto a coger ninguno de los libros y hacemos algo de ejercicio pero "hoy paso, lo dejo para mañana"...

Empezamos nuestras clases. El objetivo es claro, ponernos al día. Las clases son diferentes a las presenciales pero nos hacemos pronto al formato. ¡Qué bien! ¡Nuestro profesor no es un vídeo de YouTube como nos esperábamos! Es alguien con quien podemos interactuar y hay hasta bromas a lo largo de la hora de clase. No está tan mal esto... le estamos hasta pillando el punto a la física.

Tercera semana de confinamiento, comienzan los rumores de que no volveremos a las aulas. Buah, sin la motivación de la obligación todo cuesta más. Se nos olvida que la física seguirá allí el año que viene....desmotivación absoluta.

Clase. Bueno, la verdad es que estamos aprendiendo. ¡La clase rompe la monotonía del día y como el profe nos ve, nos peinamos y todo!

Unas risas, un poco de teoría, unos cuantos ejercicios y un par de conocimientos fijados. Tenemos la sensación de que esto va a dar sus frutos. Nos gusta una asignatura que antes nos daba más pereza que ordenar el armario. Qué importante es mantenernos motivados; sí esa es la gran diferencia entre contar con un profesor o buscarnos la vida en YouTube.

Hace poco leí una frase que me pareció genial:

"Si de este confinamiento no sacas una nueva habilidad o un nuevo aprendizaje, no era que no tuvieras tiempo, era que no tenías ganas"

Aprovecha estos días, saber NUNCA ES UNA PÉRDIDA DE TIEMPO.

Temas
© 2007 - 2020 Tus clases particulares Mapa web: Profesores particulares| Academias y centros