Introducción a la fonética del catalán - Solucionando los errores de pronunciación más comunes.

Habitualmente por la cercanía que tiene el catalán con el español, al ser una lengua romance, se puede llegar a pensar que fonéticamente no hay muchas diferencias. Sin embargo, a pesar de que no son tantas, las hay; no solo eso, a veces, debido a una mala pronunciación de ciertas palabras, pueden surgir problemas comunicativos. En este artículo, pretendo ayudar a corregir estos errores tan comunes.

Antes de hablar propiamente del catalán y su fonética, me gustaría contar el proceso que seguí al estudiar francés y japonés de forma autodidacta, así como la forma con la que me hice con su pronunciación.

Siendo nativo de español y de catalán, creí, de forma arrogante, que podía hacerme fácilmente con el vocabulario francés y japonés para comunicarme fluidamente con sus hablantes nativos. No obstante, no fue así. Cuando hablaba con personas en estos idiomas, a veces no me entendían, y muchas veces era al contrario, no podía comprender lo que me estaban diciendo.

Entonces, en ese momento me di cuenta de que la forma en la que estaba hablando no se correspondía con la forma en la que me hablaban. Al final, con exposición, he conseguido mejorar un poco mi comunicación con nativos, y con eso, la pronunciación. A pesar de todo, aún me queda mucho camino por recorrer.

Volviendo al tema del catalán y el español, y relacionándolo con lo dicho anteriormente, en apariencia es fácil y, ciertamente, creo que un hispanohablante es capaz de llegar a hablar perfectamente como un nativo en un período muy breve de tiempo. He conocido varios casos de gente que lo ha logrado, mediante exposición constante al idioma todos los días.

Aunque al final la mejor técnica sea escuchar y hablar mucho, se puede, de algún modo, advertir al lector de las dificultades, o facilidades, que existen en la lengua catalana para los hablantes nativos del español.

Los sonidos problemáticos

Empezando por lo difícil, si buscamos qué sonidos del consonantismo catalán pueden causar confusión, encontraremos principalmente dos: el que corresponde a las grafías s y z, y el que corresponde a j y g.

La forma habitual de pronunciar la s y la z en catalán es parecido al de la onomatopeya del zumbido de las abejas; esta es la forma como se pronuncia la z en inglés, francés y japonés. Teniendo conocimientos previos en alguno de estos idiomas u otros que contengan este sonido, resultará más sencilla la comprensión y pronunciación de muchas palabras.

Veamos en un ejemplo con traducciones, la importancia de distinguir la s (que se pronuncia como he mencionado anteriormente) de la ss (que se pronuncia como la s en español).

  1. Els savis del poble han escrit el llibre.
    Los sabios del pueblo han escrito el libro.
  2. Els avis del poble han escrit el llibre.
    Los abuelos del pueblo han escrito el libro.

Tal y como puede observar, parte importante de la comprensión de la frase radica en distinguir estos dos sonidos.

Ahora veremos el sonido j y g, que también se pronuncia como en el inglés y el francés. He oído a muchos hispanohablantes (de España) pronunciando este sonido como una y o una ll, cosa que puede resultar problemática en ciertas palabras, ya que en catalán estos dos sonidos son diferentes. Veamos un ejemplo de esta diferencia:

  1. La lloba ha caçat un conill.
    La loba ha cazado un conejo.
  2. La jove ha caçat un conill.
    La joven ha cazado un conejo.

Estas oraciones eran muy parecidas, y la pronunciación incorrecta de este sonido podría causar un malentendido importante. Aun así, aquí no solo hay una diferencia en las consonantes, sino que también la hay en las vocales.

En catalán se distinguen ocho vocales, a diferencia del español que presenta cinco en su variedad peninsular estándar. En posición tónica (la sílaba fuerte), las vocales a, i, u, se pronuncian igual que en español; por otro lado, e, o, se pronuncian a veces como español, pero también de una forma más abierta.

Cuando las vocales de las sílabas tónicas llevan tilde, se puede distinguir bien su pronunciación y, así, se observan bien siete de los ocho sonidos vocálicos del catalán: à, é (e cerrada), è (e abierta), í, ó (o cerrada), ò (o abierta), ú. En cambio, en posición átona (sílabas débiles), a, e, se pronuncian como una vocal entre estas dos; o, u, se pronuncian como u, y la i permanece sin cambios. De este modo, la palabra arròs "arroz" contiene una a-e y una o abierta; cocodril "cocodrilo" se pronunciaría como "cucudril", y matalàs "colchón" se pronuncia con dos a-e y una a.

Vamos a ver la trascendencia de estas diferencias en frases de ejemplo:

  1. Vaig trobar un os al bosc.
    Encontré un hueso en el bosque.
  2. Vaig trobar un ós al bosc.
    Encontré un oso en el bosque.

A pesar de que se pueda deducir por el contexto extralingüísticos, conocer las diferencias de la pronunciación de estas palabras puede ayudar a pronunciar bien muchas otras. Aquí más ejemplos:

  1. La dona.
    La mujer.
  2. La dóna.
    La da.

En estas dos frases, se puede observar de nuevo la diferencia entre las dos palabras y la vocal o. Aun si puede resultar confuso al principio, la conversación con catalanoparlantes puede ayudar a comprender progresivamente estas diferencias; además, muchas personas nativas del catalán presentan rasgos fonéticos de este idioma cuando hablan español, por lo que, seguramente, un hispanohablante se puede percatar de las particularidades que tiene la lengua.

Los sonidos más sencillos

Después de haber presentado al lector las posibles dificultades que podría apreciar en la fonética catalana, hay otros sonidos que pueden resultar más sencillos para los hispanohablantes nativos, sobre todo y en especial aquellos que hablen la modalidad estándar peninsular de la lengua española.

Cabe destacar que el catalán presenta muchas palabras terminadas en una o más consonantes, con mucha más frecuencia que el español. Sin embargo, dentro de estas terminaciones, el catalán presenta límites en la forma de pronunciar ciertas consonantes finales. Por ejemplo, al final de palabra, la c, la k, y la g, no se distinguen (todas tienen el sonido de una c o una k); la d y la t tampoco se distinguen (suenan como una t), y la b y la p tampoco (suenan como una p). De este modo, un hablante estándar del español peninsular pronunciará la d final de "Madrid" mientras que un catalanoparlante lo pronunciará "Madrit"; la pronunciación de la g final de "gag" en catalán se pronunciará como "gac", y "club" como "clup". Esto se debe a que las consonantes finales del catalán siempre son sordas (las cuerdas vocales no vibran), salvo la s, que se pronuncia como una z en inglés.

Otro fenómeno fonético que sucede al final de las palabras es la palatalización. Si alguna vez el lector ha podido observar vocabulario en catalán, habrá podido observar que hay muchas terminaciones del tipo -ig, -ix, -ll, -ny. Precisamente, hay muchos hablantes del español que presentan dificultades con estos sonidos, pero en realidad se puede solucionar esta dificultad de una forma muy sencilla: simplemente hay que pronunciar -ig como una ch española, -ix como la sh del inglés (o la y del español de Argentina y otros países de América), -ll como una y (de la variedad peninsular estándar), y -ny como -in. Así, la palabra raig "rayo" se pronunciaría "raich"; la palabra peix "pescado", "pesh"; la palabra ull "ojo", "uy", y la palabra Montseny, "munsein".

Con poca práctica ya se puede lograr pronunciar bien muchas palabras como un nativo. En algunos casos, como en los que hay contenidos sonidos de mayor dificultad en algunas palabras, se requerirá de más práctica y exposición.

Resumen

Dada la densidad que presenta la información contenida en este artículo, procederé a resumir brevemente los puntos más importantes que he mostrado anteriormente. Con tal de facilitar el repaso de las características fonéticas del catalán, recomiendo leer el resumen si hay algo que no se ha comprendido a lo largo de la explicación.

Vocales

Tónicas

  • Sin tilde: a, e (cerrada o abierta), i, o (cerrada o abierta), u.
  • Con tilde: à, é (e cerrada), è (e abierta), í, ó (o cerrada), ò (o abierta), ú.

Átonas

  • Sonido a-e: a, e.
  • Sonido i: i.
  • Sonido u: o, u.

Consonantes

  • Sonido z (del inglés): s, z.
  • Sonido j (del inglés): j, g.

Finales

  • Sonido ch: -ig, -tx.
  • Sonido sh (del inglés): -ix.
  • Sonido y, ll: -ll.
  • Sonido ñ final (se puede pronunciar como"-in"): -ny.

Espero que este artículo haya resultado práctico y que ayude a aquellos que han empezado a aprender el catalán.

¡Ánimo a todos aquellos que se encuentran estudiando el idioma!

Temas
© 2007 - 2020 Tus clases particulares Mapa web: Profesores particulares| Academias y centros