En qué consiste el apoyo escolar y para qué sirve

El apoyo escolar es la forma de clases particulares más tradicional. Siempre han existido, desde que existe la educación en las aulas hay niños que no pueden seguir el ritmo de los demás alumnos y necesitan alguien que les apoye. 

Hay muchos profesores creen que ser profesor de apoyo escolar es algo sencillo, pero nada más lejos de la realidad. Aunque haya muchos profes que empiecen por aquí, lo cierto es que se necesita una vocación especial. 

Esta confusión viene dada por no saber exactamente qué es una clase particular de refuerzo escolar: 

  • ¿Que es el apoyo escolar? Es la ayuda que se le proporciona a un alumno que necesita algún tipo de complemento a la educación reglada. Tiene como objetivo rellenar los huecos que deja la formación del centro escolar. 

El apoyo escolar tiene como finalidad cumplir con los objetivos mínimos de la enseñanza. En principio no está pensado para alcanzar la excelencia, aunque lo consiga en muchos casos. Es un refuerzo para aquellos alumnos a los que les cuesta aprobar. 

 

 

Ventajas de las clases particulares de apoyo

 

Quien necesita clases particulares de repaso sabe que le pueden ayudar a cumplir sus objetivos académicos. Sin embargo, mucha gente no sabe todas las ventajas que un profesor de repaso le puede ofrecer. 

Hay cosas que un tutor personal puede aportar que solo las descubres cuando llevas tiempo a su lado. Ventajas que si conoces previamente te ayudará a sacar más provecho a las clases particulares: 

  • Puedes ir a tu ritmo: hay muchos alumnos que para avanzar necesitan marcar su propio ritmo. Cuando van de la mano de una clase entera puede ser imposible, tener un profesor particular te permite dibujar tu camino. 
  • Concentración: una clase de 20 o 30 alumnos está llena de distracciones y el profesor no puede estar atento a todo lo que ocurre. Sin embargo, una clase particular te garantiza estar una hora o dos concentrados en una sola cosa. 
  • Más que una materia: un profesor particular puede enseñar muchas más cosas a parte de los conocimientos de una asignatura. Es un guía que hace que cumplas metas y objetivos. 
  • Flexibilidad: es complicado que haya una semana en la que no puedas dar clases particulares, porque no tienen la rigidez de horario que tienen las clases regladas. Solo tenéis que estar de acuerdo tú y el profesor particular. 
  • Solidez: un profesor particular siempre se asegura de que lo que ha explicado se ha entendido. Con varias preguntas que se hacen en menos de un minuto se puede asegurar, algo que un clase es mucho más complicado. 
  • Motivación: un buen profesor de repaso tiene que saber sacar lo mejor de ti, no se puede limitar a dictar una lección e irse. Muchos alumnos tienen problemas con los estudios por una falta de confianza en ellos mismo. 

Los profesores de repaso son versátiles, deben adaptarse a cualquier situación. No importa el tipo de problema de estudios que tengas, este tipo de clases deben servir para solucionarlo. 

 

 

Tipos de clases de apoyo escolar

 

Un profesor de repaso debe saber adaptarse aunque algunos se especializan en algo en concreto. No todas las clases de apoyo escolar son iguales porque no todos los alumnos con dificultades fallan en lo mismo. 

Depende del tipo de repaso que se necesite así será un tipo de clase u otra: 

  • De una sola materia: hay alumnos que necesitan clase de algo que no se les da bien y aquí necesitarán un buen experto. Alguien que no solo sepa mucho de una cosa, sino que además lo sepa transmitir. 
  • De varias materias: suelen ser asignaturas de una misma rama, como las ciencias (matemáticas, física, química…). En este caso se puede contratar un profesor que lo domine todo. Pero si las materias son muy distintas, es mejor contratar varios. 
  • De repaso general: hay profesores que están especializados en todas las materias. Esto sirve solo para niños pequeños, donde la dificultad de las clases no es muy alta y con alumnos cuyo problema no es la falta de conocimiento sino cosas como la falta de concentración u organización. 
  • Apoyo puntual: cuando un alumno necesita repaso para un examen o un trabajo, aquí lo mejor es siempre contratar a alguien que domine muy bien el tema para que resuelva las dudas. No buscamos la seguridad en el largo plazo que nos pueden dar profesores con más carisma. 
  • Apoyo a largo plazo: para un profesor que va a estar años con un alumno hace falta tener una conexión y una confianza. Las clases particulares se realizan en un entorno íntimo y se desarrollan en torno a problemas y dificultades, hay que tener alguien que esté más cerca de un amigo. 
  • Con dificultades especiales: son clases particulares para jóvenes que tienen problemas de aprendizaje como TDA o dificultades cognitivas. 

Las cualidades para elegir a un buen profesor particulares son difíciles de detectar. Solo la experiencia e ir probando con profesores diferentes te dirá como de acertado o equivocado puedes estar. Nunca te desesperes si contratas a un profesor de repaso y no da bueno resultados a la primera. 

Aun así, si que puedes guiarte por cierto tipo de cosas. Primero tendrá que evaluar el problema que existe y valorar qué clase de profesor necesitas. Aquí hay deberás encontrar el equilibrio entre conocimiento y pedagogía. 

Hay que saber elegir bien si necesitas un profesor con muchos conocimientos o un profesor que sepa transmitirlos de la mejor manera posible. Una entrevista previa con un profesor puede ayudarte a saber qué necesitas y qué te ofrece cada profe.

Pero nunca estarás cien por cien seguro hasta que no empieces a dar clases con él. Ante todo paciencia, el fracaso escolar es algo muy serio y no siempre la solución es rápida, así que si quieres los mejores resultados tendrás que mirar siempre el largo plazo. 

Síguenos en
© 2007 - 2019 Tus clases particulares Mapa web: Profesores particulares| Academias y centros