Cómo dar una clase de piano

Hoy en día, ser profesor de piano es una buena salida laboral y puedes optar a todo tipo de enseñanza. Ya que no hay tantos profesores de música especializados en un instrumento, las academias y colegios los buscan contínuamente.

Estos alumnos buscan profesor de piano

Si te estás preguntando cómo dar clases de piano, en qué consisten y cómo deberían ser enfocadas, te damos unos cuantos tips. En general, todas siguen la misma estructura, de manera que cuando te sientas más seguro, ya podrás salirte un poco de las normas. En este post te daremos también ideas para que tus clases de piano sean eficientes y dinámicas.

Cómo son las clases de piano

Si bien la finalidad de las clases siempre es la misma -aprender a tocar el piano-, hay varias metodologías. A continuación, te damos las particularidades de cada una:

  • Nivel. ¿Tienes que dar clases de piano para principiantes? ¿Saben tocar el piano? ¿Sabe incluso algo de teoría musical? Las clases de música van enfocadas en dos variantes: teoría y práctica. Sin nociones básicas de solfeo, no se pueden leer las partituras. Así que tendrás que preparar el curso de piano con esto mente.
  • Edad. No es lo mismo dar clases de piano para niños que dar clases de piano para adultos. La edad importa, y deberás fijar tanto tus objetivos como tus clases en base a la capacidad de aprendizaje de cada alumno.

  • Modalidad. La modalidad de la clase dependerá del número de alumnos que tengas. ¿Has encontrado trabajo como profesor de piano en una academia? Desde luego será muy diferente que si debes dar clases de piano a domicilio, por ejemplo. Ser profesor particular de piano o en una academia de música cambia mucho.
  • Preferencias. Ésta última clave puede que sea la más importante. Saber los intereses de tu alumno y el por qué ha decidido tomar clases de piano puede ayudarte a organizar el curso y a motivarlo para seguir estudiando.

Empieza a dar clases de piano

Cómo ser profesor de piano

Antes de dar clases, debes cumplir con los requisitos para ser profesor de piano. De nuevo, éstos pueden cambiar según cómo te quieras ganar la vida. Si eres un pianista profesional y quieres entrar en un conservatorio a dar clases, deberás tener unos estudios concretos. En cambio, si prefieres entrar en una academia de música, tendrás que poner en valor tu experiencia por encima de lo que hayas cursado.

Y si ninguna de las dos opciones te convence o todavía no puedes cumplir tus objetivos, siempre tendrás la opción de ofrecer clases particulares de piano. ¡Veamos estas opciones más a fondo!

  • Conservatorios: enseñanza pública. Esta es la opción más rentable y la más costosa. Como todos los cargos públicos, deberás pasar las oposiciones en tu especialidad. Además, en los conservatorios se piden profesores que hayan cursado Estudios Superiores de Piano.
  • Academias de música: enseñanza privada. En las academias, por el contrario, se prima antes la experiencia que los estudios. Tan solo necesitas tener conocimientos del instrumento y de teoría musical. No obstante, es preferible tener un Máster de Formación de Profesor por si acaso. Te dará más credibilidad y puede ser un auténtico as bajo la manga para cuando te toque aplicar a ofertas de trabajo.
  • Clases particulares. Esta última modalidad es la más flexible de las tres. ¿Qué estudiar para ser profesor de piano particular? Para empezar, no necesitas ni experiencia ni estudios. Asimismo, deberás ser tú mismo el que encuentre alumnos y demostrar que tienes las capacidades para enseñar.

¿Qué te puede aportar ser profesor particular?
Algunas personas no son conscientes de lo mucho que puede aportar ser profesor particular. Muchos profesores empiezan a dar clases...

Cómo afrontar una clase de piano online

La pandemia ha acelerado la necesidad de innovar en la educación. De manera que muy probablemente tengas que enfrentarte a una clase online, si es que no lo has hecho ya. Aunque pueda parecer muy difícil tener que preparar una clase online de piano, no te desesperes todavía.

Existen millones de aplicaciones y recursos digitales para suplir todos los inconvenientes que puedas imaginar. Tan solo debéis ser, tanto tu como tus alumnos, un poco abiertos. Veamos cómo puedes afrontar una clase de piano online:

  1. Videoconferencia. Es muy positivo que las clases sean en directo, ya que así el alumno puede intervenir si no entiende alguna cosa y hay interacción entre ambos.
  2. Grabación de clases. Esta opción sirve para que el alumno tenga, siempre que quiera, una explicación de algún concepto al que pueda recurrir cuando no se acuerde de algo.
  3. Grabación de piezas de música. Ya que la videoconferencia depende, en última instancia, de la conexión a internet, pueden haber interferencias y el sonido puede ser muy malo. Por eso mismo, puedes grabar una pieza con tu piano o pedirle al alumno que lo haga para analizar dónde se equivoca.

Guía: ¿Cómo dar clases particulares Online?
Las clases online son un mundo completamente diferente al que muchos profesores y alumnos se han tenido que lanzar a toda prisa de...

Recursos para dar clases de piano

Por otra parte, tener recursos para dar clases de piano, además de los digitales, puede marcar la diferencia entre un profesor mediocre y uno bueno. En primer lugar, debes estar actualizado en las últimas tendencias y las formas de enseñar en tu sector. Entonces, debes recopilar material en base a lo que encuentres:

  • Libros de texto. Como hemos dicho ya, la teoría viene antes que la práctica. El lenguaje musical es prácticamente una lengua en sí misma, de manera que nunca dejas de aprenderla. Recuerda escoger el libro en función de la edad y el nivel de tu alumno.
  • Partituras diferentes para practicar. Puedes trabajar con partituras de géneros musicales diferentes: Jazz, blues, música clásica, etc. Lo importante es hacer que el alumno entienda lo virtuoso que es el piano en todos sus registros. Incluso puedes animarte a adaptar tu mismo alguna canción y dársela al alumno para que practique.
© 2007 - 2022 Tus clases particulares Mapa web: Profesores particulares| Academias y centros