La senda de la energía (un apasionante viaje cada 10 días) Parte 2

LA TERCERA DE LAS ESCALAS DE SIETE NOTAS

Surgió la noche y entre la oscuridad, esta vez me encontré a la "tercera menor y mayor" que dieron comienzo a un ciclo lunar compuesto por 28 días, con la tercera menor” empezaron los siete primeros, un cuarto creciente que iluminaba conforme crecía la luna, eso que dio un color oscuro a todo aquello que me crucé a mi paso.

Encuentra tu profesor ideal

Con “la tercera mayor” se completaron los días blancos, una luna llena que alumbraba el suelo por donde iba pisando,

El primer paso de medio tono entre la tercera y la cuarta, un vacío donde apareció una lámpara radiante que me avisaba y al mismo tiempo me dió la energía para recorrer esa mitad de la noche que me faltaba, el vacío de la muerte antes de morir, una etapa del camino que me preparó para experimentar la luz.

LA CUARTA JUSTA DE LAS ESCALAS DE SIETE NOTAS

Poco después llegó “La cuarta”, un abismo en el que me fui sumergiendo y donde la luna llena recogía a su paso todo aquello que me entregaba, un cuarto menguante que situó sus días sobre la luz y la penumbra, el final de aquella sala de la cueva y el principio de la galería que se fue estrechando a medida que me alejaba de ella.

EL TRITONO DE LAS ESCALAS DE SIETE NOTAS

Había llegado a la mitad del recorrido sin saberlo y así apareció "El tritono" (cuarta aumentada o quinta disminuida según el lugar de donde provenía) un intervalo que dividió estas escalas en dos partes iguales, tres tonos hacia la primera y otros tres tonos hacia la octava.

Aquellos dos días de luna nueva en el cual todo fue pura oscuridad, hasta que de nuevo comenzó ese ciclo infinito que recorre las noches desde los primeros tiempos. El final de la caverna que a su vez anunciaba el comienzo de algo nuevo, un final del túnel donde sin ver la luz, ya casi pude intuirla. El sonido del diablo para muchos y una nota característica para otros.

LA QUINTA JUSTA DE LAS ESCALAS DE SIETE NOTAS

Aunque de nuevo no encontraba sobre un paso de medio tono como en la cuarta, encontré un intervalo justo, ya que su anterior semitono, el tritono, hizo de la quinta nota también fuera "justa". Acababa de salir de la noche para experimentar el día, un despertar de la luz que me llenó de brillo, energía y optimismo.

Al igual que al tritono se le podía llamar quinta disminuida o cuarta aumentada, la sexta menor y próximo semitono se le llamaba quinta aumentada cuando provenía de la quinta justa. "La quinta aumentada" era ese ocaso que me envolvió de una sensación de nostalgia y a la vez de añoranza tras reconocer que el día se marchaba.

¿Cómo puedo aprender a tocar la guitarra?
Lo primero a lo que se suele enfrentar un profesor de guitarra es a un alumno lleno de dudas y preguntas. Cuando empezamos a toca...

LA SEXTA DE LAS ESCALAS DE SIETE NOTAS

El tritono creó un reflejo con exactitud de las dos partes de las escalas de siete notas, la cuarta justa reflejó a la quinta justa, y ahora la sexta, fue un reflejo de la tercera, de nuevo dos semitonos; la sexta menor y la sexta mayor.

El primero, aquel ocaso que me hechizó pero esta vez partía de la sexta nota, y se le denominaba "sexta menor".

El segundo una "sexta mayor" donde de nuevo surgió una noche oscura, pero en esta ocasión desde esa perspectiva de equilibrio que me aportaba todo lo vivido.

Sensaciones sin definir, ya que lo alegre me sumergía en lo melancólico y viceversa.

Maneras de aprender a tocar la guitarra española
La guitarra española es la más popular para aquellos que están empezando. A parte de ser la más versátil, sus cuerdas de nylon son...

LA SÉPTIMA DE LAS ESCALAS DE SIETE NOTAS

Por último me crucé con la séptima nota dividida también en dos semitonos.

"la séptima menor” y la séptima mayor" reflejo de aquella segunda.

La séptima menor, me llenó de duda e incertidumbre al desear quedarme dentro de aquella historia y tener que marcharme a otra bien distinta. Una sorpresa mucho más evidente que la que experimenté en la segunda menor.

La séptima mayor me aportó un estado de conformidad, en ese paso tan importante que me disponía a dar.

Una sumisión consciente hacia la nueva tónica la “octava fundamental" que completaba el ciclo y reflejó a la primera, ese segundo paso de medio tono que formaba un segundo vacío con la séptima, el vacío de una muerte física que a la vez dio paso a esa escala que ordenó nuevas experiencias, ese cambio de vestido inevitable que todos experimentamos tarde o temprano.

CAPÍTULO 3 _ LA ENERGÍA DE LOS ACORDES DE TRES NOTAS

PRIMERA, TERCERA Y QUINTA

Continuara…

© 2007 - 2021 Tus clases particulares Mapa web: Profesores particulares| Academias y centros