Respuestas a preguntas típicas sobre el aprendizaje de idiomas

¿Nunca te has preguntado por qué el niño que acude a la clase particular de inglés habla mucho mejor que el que solo acude a su clase del colegio? ¿Y alguna vez has considerado que estudiar con un hablante nativo es la solución a tus problemas? Seguro que sí. Estas son las preguntas más típicas que nos hacemos y en este post propongo algunas respuestas que pueden resultar útiles.

Para comenzar es importante entender lo que significa ser nativo en un idioma. Cuando hablamos de un nativo nos referimos al hablante que ha nacido y ha aprendido una lengua y una cultura determinadas. Es decir, todos somos nativos de alguna lengua. Tú, que me estas leyendo en español, quizás seas nativo de lengua española, o quizás hayas aprendido español y sea tu L2, o tu L3, etc.

¿Qué diferencia el nivel de destreza lingüística de un nativo al de una persona bilingüe?

El nativo tiene algo que denominaremos intuiciónen cuanto a su propia lengua. Es decir, existen ocasiones en que a un nativo se le preguntarán cuestiones lingüísticas que, aunque sepa la respuesta correcta, no sabrá explicar la razón por la cual se utiliza, por ejemplo, una estructura gramatical específica y no otra. El nativo sabe la respuesta correcta, pero no la razón.

En cambio, una persona bilingüe que ha aprendido el idioma no tendrá esa intuición de la que hablamos. La persona que ha aprendido un idioma ha estudiado ciertas normas gramaticales, sintácticas, etc. y entiende por qué en un idioma se utilizan determinadas estructuras y no otras en casos específicos. Luego el bilingüe no tiene intuición, lo ha aprendido por medio del esfuerzo y el estudio.

Entonces... ¿Es mejor un profesor nativo o un profesor bilingüe?

No es mejor ni peor. Simplemente depende de los estudios y/o experiencia de cada profesor. Aunque puede que te motive pensar que tu profesor haya alcanzado un nivel del idioma muy alto por medio del estudio. Al fin y al cabo, en algún momento, tu profesor ha tenido las mismas dudas que tú estás teniendo ahora mismo. Y si él o ella las ha superado, entonces tú también puedes.

Además, si tu profesor tiene tu misma lengua materna sabrá resolver ciertos problemas comunes que todos los estudiantes - por ejemplo, españoles - tengan a la hora de aprender el nuevo idioma. Un ejemplo más claro de esto es la pronunciación del sonido [s] a principio de palabra en inglés (ej.: Spain, Spanish). Los nativos españoles tienen un problema al pronunciarla por el simple hecho de que su lengua nativa es el español. Un problema que no tienen, por ejemplo, los nativos alemanes u holandeses al aprender inglés. Luego, si tu profesor conoce este error y se anticipa a ello puede ayudarte enormemente.

¿Y por qué en el colegio se enseña tanta gramática inglesa y no a hablar el idioma?

El principal inconveniente con el que cuentan los colegios es el número de alumnos en el aula. Es muy complicado preparar clases de conversación en las que un grupo de 30 personas pueda participar. Si cada clase dura unos 50 minutos, cada uno de esos alumnos no tendría ni 2 minutos para hablar. Luego, no es posible en este contexto.

Por eso es muy recomendable, si se desea aprender inglés (bien), asistir a clases particulares en grupos reducidos (de no más de 6 personas) o individuales. Este tipo de clases sí pueden girar en torno a la mejora de la destreza oral de maneras muy dinámicas mientras se aprende gramática o vocabulario nuevo.

Por eso animo a todo el mundo que esté motivado y quiera aprender inglés o cualquier otro idioma a que se inicie en esta aventura con un profesor/a de clases particulares. Las clases online son una alternativa estupenda porque se pueden adaptar perfectamente a tus horarios y las puedes realizar desde la comodidad del hogar.

© 2007 - 2020 Tus clases particulares Mapa web: Profesores particulares| Academias y centros